¿Dudas? Llámanos al 82.44.53.21 | Lu-Vi de 8:00 am - 7:00 pm | Sá 9:00 am - 2:00 pm

El significado de tus antojos y cómo evitarlos

Publicado por Mely Cantú en 15-01-2015

Cuando tienes un antojo dulce, salado o grasoso, hay una razón detrás. Puede ser que tengas deficiencia de ciertos nutrientes o que la causa sea emocional. Puedes aprender a identificar lo que tu cuerpo te está pidiendo realmente con cada antojo.

Todos hemos tenido momentos de antojos en los que empezamos a picar comida y parece que no tenemos fondo. El problema es cuando lo que consumimos constantemente son alimentos procesados, comida chatarra, productos con mucha azúcar y pocos o cero nutrientes.

Muchas personas piensan que los antojos son por la falta de fuerza de voluntad pero en una prueba realizada por especialistas de la nutrición en Boston’s Tufts University, 91% de los participantes bajo una dieta con calorías controladas tuvieron antojos durante el proceso.

El saber porqué tienes antojos de ciertos alimentos te ayuda a elegir de forma inteligente lo que vas a comer y además te puede ayudar a controlar el peso.

Los antojos pueden ser causados por la deficiencia de 2 cosas:

1. Deficiencia de nutrientes y micronutrientes

Cuando consumes azúcar, tu cuerpo te pide más azúcar. Cuando consumes alimentos naturales, tu cuerpo te pide más alimentos naturales. Si cambias lo que comes puedes eliminar los antojos que acostumbras tener y mantenerte alejado de la comida poco saludable.

Usa esta guía para entender qué es lo que tu cuerpo cada vez que se sientes antojos:

  1. Antojo de chocolate

    Tu cuerpo necesita: Magnesio

    Consume: Nueces, semillas, vegetales y frutas.

  2. Antojo de azúcar, postres y cosas dúlces

    Tu cuerpo necesita: Fósforo, cromo, carbono, azufre y triptófano.

    Consume: Brócoli, uvas, frutas, nueces y vegetales, coliflor, espinaca, camote o repollo.

  3. Antojo de pan y pastas

    Tu cuerpo necesita: Nitrógeno

    Consume: Vegetales de hojas oscuras como el Kale, berza o espinaca, nueces y semillas.

  4. Antojo de comida aceitosa

    Tu cuerpo necesita: Calcio

    Consume: Espárragos, brócoli, Kale, mostaza, col, higos, dátiles o ciruelas.

  5. Antojo de comida salada

    Tu cuerpo necesita: Cloruro y Sicilio

    Consume: Apio, tomates, lechuga, algas, nuez de la india, semillas o nueves.

  6. Antojo de bebidas frías

    Tu cuerpo necesita: Manganeso

    Consume: almedras, nuez de Castilla, piña o arándanos.

2. Deficiencia emocional

A veces los antojos no son provocados solamente por un déficit de nutrientes, sino por situaciones emocionales o mentales.

Muchas personas que padecen depresión clínica con niveles bajos de serotonina (la hormona de la felicidad) tienden a tener antojos constantes de alimentos con mucha azúcar, grasa y sodio. Muchos antojos son hacia alimentos dulces y algunos estudios han encontrado que tanto el azúcar como el alcohol y el tabaco estimulan la misma parte del cerebro.

Los antojos pueden ser una necesidad de revivir recuerdos felices del pasado y pueden ser un tipo de escape de situaciones complicadas.

Podemos combatir los antojos con tips como los de la parte de arriba de este artículo, pero cuando los antojos son causados por alguna situación emocional, necesitamos combatirlos de una forma diferente.

Lo primero que hay que hacer es preguntarse si estamos escapando de algo, si en verdad tenemos hambre y si nos vamos a sentir mejor después de comernos ese postre o platillo con mucho aceite.

Muchos podemos tener pensamientos que nos limitan y pensamientos negativos como que no somos suficientemente buenos, o no vamos a lograr lo que queremos. Hay que cambiar el mindset y sustituir esos pensamientos por otros positivos que nos motiven. Necesitas tener disciplina y crear rutinas saludables que sigas diario para cambiar estos malos hábitos. ¡Todo se puede lograr!

Si sientes que necesitas ayuda de un profesional, que no te de pena o miedo. Es importante que alguien te ayude a entender porqué la comida está siendo un escape de alguna situación que no te tiene feliz o satisfecho/a. Puede ser que estés acudiendo a la comida para recordar momentos del pasado o para consolarte.

* Acuérdate siempre que un estilo de vida saludable y los buenos hábitos empiezan desde adentro, no solamente con lo que consumimos. Podemos llevar una dieta saludable llena de alimentos naturales y ricos en nutrientes pero si nuestros pensamientos son tóxicos y negativos, contaminamos al cuerpo de igual forma que si consumimos alimentos dañinos.